viernes, 6 de marzo de 2020

Que falta de seriedad y respeto

Que falta de seriedad y respeto.

Que falta de sentido de la realidad

Que exceso de prepotencia.


Son los lemas de la ministra de igualdad para el 8 de marzo la causa de estas palabras.


"Sola y borracha quiero llegar a casa"

¿Qué valores quiere inculcar a los más jóvenes desde este ministerio?

¿Irene Montero será feliz cuando sus hijos lleguen a casa con demasiado alcohol en sus venas?

¿sabe la ministra cuánto cuesta educar a un menor, a un adolescente para que no caiga en la facilidad del alcohol?

¿ porque mezcla un asunto de educación tan comprometido con temas de igualdad?


¿Qué feminismo es el que promueve este tipo de eslogan?

Y sumamos: "yo elijo como me visto y con quien me desvisto"


Es la obsesión de este gobierno por sexualizar la política, la sociedad, el país.


El feminismo va más allá de vestirse y desvestirse, de ser de derechas o de izquierdas. No es propiedad de nadie.

Muchas mujeres trabajamos diariamente, sin alaracas por la igualdad, sin mirar si son varones o féminas los compañeros de trabajo. Laborar desde la calidad sin mirar el sexo de nadie, educando, dando ejemplo así se consiguen los logros.


El lema de Montero recuerda a unas palabras también fuera de tono de un edil zaragozano. El concejal, hoy de Podemos, pretendía normalizar, para los más jóvenes, la costumbre de salir de botellón el fin de semana. ¿No tienen hijos, sobrinos, adolescentes cercanos a los que educar? Parece mentira que personas formadas y representantes de una institución echen por tierra el trabajo de las familias, de las asociaciones que luchan contra las adicciones, sanitarios, ...


Hay que ser muy cuidadoso con los mensajes que lanzamos al mundo o como un bumerang se volverán contra nosotros.
Dejemos de distinguir entre sexos y empecemos ha hablar de personas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario